Derivadas de funciones

Derivadas

El concepto de derivadas de funciones está relacionado con la noción de límite. La derivada se entiende como la variación que experimenta la función de forma instantánea, es decir, entre cada dos puntos de su dominio suficientemente próximos entre sí (muy cercanos).

En otras palabras, es el límite hacia el cual tiende la razón entre el incremento de la función y el correspondiente a la variable cuando el incremento tiende a cero.

En los casos de las funciones de valores reales de una única variable, la derivada representa, en un cierto punto, el valor de la pendiente de la recta tangente a la gráfica de la función en dicho punto.

La idea de instantaneidad que transmite la derivada posee múltiples aplicaciones en la descripción de los fenómenos científicos, tanto naturales como sociales. Permite calcular los puntos clave ahí donde la pendiente es cero (máximos y mínimos) para buscar los óptimos por ejemplo.

Las derivas están siempre presentes. Se utilizan para estudiar fenómenos físicos, químico, se utilizan en arquitectura, economía, en gestión. Los sistemas y las máquinas automatizadas para fabricar o para controlar, utilizan derivadas.